IPROSS firmó acuerdos individuales con las clínicas del Alto Valle

Compartir esto vía

Después de una larga experiencia con la Feclir, con cortes unilaterales e injustificados y un diálogo completamente distinto, IPROSS realizó un cambio estructural, llegando a un acuerdo con cada una de las clínicas y sanatorios del Alto Valle.
Así, el IPROSS tomó la decisión de modificar el sistema de contratación, dejando de lado los convenios corporativos, poniéndose en el centro de la escena y priorizando la normalización de las prestaciones a largo plazo. “Este es un cambio fundamental, que marca un antes y un después en la historia de la obra social” declaró el presidente, Claudio Di Tella.

La obra social provincial realizó un análisis exhaustivo del corredor sanitario observado en la región, los distintos niveles de asistencia médica, los afiliados nucleados en cada una de las localidades y las derivaciones del resto de la Provincia y se reunió individualmente con cada una de las clínicas del Alto Valle, estableciendo una nueva modalidad contractual que vincula directamente a la obra social con cada institución.

Las clínicas firmaron el acta de conformidad con la propuesta realizada y dada la relación individual que la obra social mantendrá con cada institución, evitará la suspensión masiva de cobertura a los afiliados.

Paralelamente, realizó una reunión con la Federación de clínicas en la cual detalló la modalidad de cancelación de la deuda mantenida.