22 C
Cipolletti
spot_img

El viento rionegrino también puede aprovecharse a pequeña escala

Desde hace tres años, el centro de la provincia, con sus 29 gigantes aerogeneradores el Parque Eólico Pomona despacha sus 100 MW de potencia instalada a la red nacional. Algo así como la energía eléctrica que requieren en simultáneo unos 100 mil hogares.

Un proyecto de gran envergadura que se materializó hace unos años con una inversión millonaria de la empresa GENNEIA y que fue adjudicado a través del programa nacional RenovAr.

Sin embargo Río Negro puede hacer otros aportes a pequeña escala en lo que se refiere a la generación de energía a partir de fuentes renovables, puntualmente en el segmento eólico. Y si se lo combina con la generación solar, con las inversiones suficientes hasta podría cubrirse la totalidad de la demanda de electricidad residencial rionegrina.

Esa fue otra de las conclusiones del estudio que realizó la Provincia, donde se caracterizaron los recursos y tecnologías disponibles para su aprovechamiento energético en media y baja escala. Un trabajo conjunto realizado con especialistas de la Fundación Bariloche que fue financiado por el Consejo Federal de Inversiones (CFI) y mostrado hace unos días en las Jornadas de Eficiencia Energética y Energías Renovables que organizó la Secretaría de Energía provincial en Cipolletti.

Según se mostró, el recurso eólico ofrece muy buenas posibilidades de materializarse en prácticamente todo el territorio provincial, destacándose la zona centro-sur de la provincia, y los departamentos de 25 de mayo, 9 de julio y El Cuy. Los mayores niveles de producción de energía, resumieron, se observan en las estaciones de primavera y verano.

La instalación de equipos de baja potencia facilita algunas limitaciones que plantea la complejidad de desarrollos como el de Pomona o, sin ir más lejos, el de Cerro Policía, aún en etapa de proyecto y a la espera de contar con el financiamiento necesario.

El estudio de la Fundación Bariloche consigna que es posible la implementación de aprovechamientos eólicos en baja potencia. En los modelos teóricos que preparó, utilizó como referencia un aerogenerador tipo IVS 4500 hecho por INVAP Ingeniería S.A., que posee una potencia nominal de 4,5 kW y una altura del rotor de 10 metros.

La presentación del trabajo estuvo a cargo de Ignacio Sagardoy, de la Fundación Bariloche, quien destacó la utilidad de los hallazgos para trazar políticas de Estado transversales a los desarrollos productivos, a los desarrollos poblacionales y que además ordena la información existente.

El trabajo identifica los nichos y oportunidades para el desarrollo de anteproyectos o proyectos de generación con recursos renovables en distintos departamentos, con una cuantificación de las inversiones necesarias para diferentes escenarios. A nivel general, esas inversiones fueron estimadas en un rango que va de los 1.400 a 1.600 U$D/kW; donde el monto mayor incluye la construcción desde cero de las soluciones propuestas y, las menores, la habilitación y acondicionamiento de lo existente.

La Secretaria de Energía de Río Negro, Andrea Confini, resaltó que la herramienta “nos va a poder llevar a trazar políticas de Estado transversales a los desarrollos productivos, a los desarrollos de nuestra población y al crecimiento del país”.

El trabajo completo puede volver a verse en https://bit.ly/3We8pQW

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

Más artículos similares